Disfruta de Santander en Navidad haciendo un viaje barato en tren

Disfruta de Santander en Navidad haciendo un viaje barato en tren

Hoy vamos a proponerte que hagas una escapada barata en tren  a la ciudad de Santander para que disfrutes de tus vacaciones de Navidad haciendo turismo. Puedes empezar la visita a esta bonita ciudad cántabra por los jardines de Pereda, situados antes del Paseo Marítimo, y de aquí entramos en el Casco Histórico. Lo mejor para conocerlo es dar un paseo por sus calles, descubrir poco a poco sus monumentos y dejarnos llevar por su aire distinguido. Lo primero que nos llamará la atención es la majestuosidad de las fachadas de sus bancos, muy importantes para Santander. Por la calle Hernán Cortes, llegamos a la Plaza Porticada, uno de los lugares con más vida de la ciudad y todo un símbolo.

Disfruta de la ciudad de Santander haciendo un viaje en tren durante tus vacaciones de Navidad. En la web Trenes.com puedes comprar los billetes más baratos para viajar en los trenes Madrid Santander.

Al lado de la plaza está la Iglesia del Cristo y la Catedral de Santander, frente a la Iglesia de la Compañía. Y si continuamos por la Calle Juan de Herrera, llegamos hasta la Plaza del Ayuntamiento. Esta plaza siempre tiene un ambiente animado y seguro que hay gente descansando en sus bancos. Desde aquí, podemos acercarnos hasta el Museo Municipal de Bellas Artes o hasta la Casa-Museo y Biblioteca Menéndez Pelayo, uno de los grandes pensadores de esta tierra. Y si quieres conocer la alegría y el día a día de los santanderinos, nada mejor que entrar en el Mercado de la Esperanza, donde se vende uno de los mejores pescados frescos de España.

Disfruta de Santander en Navidad haciendo un viaje barato en tren

Disfruta de Santander en Navidad haciendo un viaje barato en tren

Aprovecha las vacaciones de Navidad para conocer la ciudad de Santander con un viaje en tren. En la web Trenes.com vas a encontrar los billetes más baratos para viajar en los trenes Valladolid Santander.

En la calle Vargas hallaremos varios locales perfectos para degustar la cocina marinera típica de Santander. No debemos olvidarnos de pedir las famosas rabas, los caracolillos o los mejillones. La tarde es el momento idóneo para conocer el Santander marítimo caminando junto a la bonita zona del muelle. Podemos ver el Palacete del Embarcadero, y desde aquí sale un pequeño barco que nos dará una vuelta por toda la bahía. La vista que obtenemos de la ciudad desde el mar es increíble, así que este viaje de una hora supone una experiencia maravillosa. Después podemos recorrer el Muelle del Calderón donde nos encontraremos con la escultura de “Los Raqueros”, que representa a unos niños tirándose al agua. Disfruta de la ciudad de Santander durante tus vacaciones de Navidad.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.